Consejos para aplicar el autobronceador y que quede impecable

Para obtener resultados naturales y duraderos basta con seguir unas sencillas directrices

Aitana, exconcursant d'Operación Triunfo
Lucir una piel morena sin tomar el sol es posible gracias a los autobronceadores | Cedida

Para tener un moreno envidiable ya no hace falta pasarse horas y horas al sol. Ahora basta con aplicarte un buen autobronceador y lucir así una piel dorada. Entre los beneficios de estos productos, además de conseguir subir tonos de piel más rápidamente, destaca el de evitar la sobreexposición a los rayos de sol, que pueden afectar a la piel tanto externa como internamente.

El gran problema surge cuando, una vez comprado el autobronceador, debemos aplicarlo. Estos productos tienen fama de ser muy difíciles de aplicar si queremos obtener muy buenos resultados, y también de dejar la piel naranja. Pero si se realiza de manera correcta será muy sencillo y con resultados naturales.

Cómo aplicar correctamente el autobronceador

Antes que nada es esencial preparar la piel. Para ello debemos exfoliarnos de vez en cuando y mantenerla muy hidratada. Así los resultados serán mucho mejores y más duraderos. 24 horas antes de aplicarte el autobronceador debes hacerte una exfoliación profunda y aplicarte crema.

Cuando ya tengas la piel preparada toca aplicar el producto. Es importante, sobre todo si no lo has hecho nunca antes y no sabes cómo reaccionará tu piel, hacerlo poco a poco y el primer día solo una capa. Así podrás ver resultados y poner más capas según cómo desees que quede.

Se recomienda empezar por las piernas y recuerda que en las zonas rugosas debes aplicar menos producto. Existen guantes específicos para realizar esta tarea que te facilitarán el proceso y evitarán que te manches las manos. Recuerda, eso sí, ponerte autobronceador también en el dorso de la mano al finalizar el resto del cuerpo para que no se vea diferente.

Recuerda que hasta que se absorba debes evitar estar en contacto con telas claras para no mancharlas. Si te lo pones antes de dormir deberás ponerte ropa negra y holgada. Durante los días siguientes debes seguir hidratando tu piel para que se vea resplandeciente y a los cuatro días realizarte otra exfoliación para que el resultado sea más uniforme.

Si finalmente ves que te gustaría subir todavía más el tono puedes darte una segunda capa, pero nunca antes de que los resultados sean los definitivos, y recuerda que estos tardan al menos 6 horas en aparecer.


Comentarios

envía el comentario