Pablo Motos presentando su programa el hormiguero

Pablo Motos reconoce las consecuencias de la decisión más importante de su carrera

El presentador ha confesado las dificultades de trabajar en pleno confinamiento

Pablo Motos arrancó este pasado lunes 'El hormiguero' dando la bienvenida a los sanitarios que, por primera vez, acudieron a divertirse al programa, tras el estado de alarma.

A continuación, el presentador valenciano quiso relatar a los espectadores lo que para el equipo del programa ha supuesto el confinamiento.

«Este plató dejó de tener público hace 101 días y me gustaría contaros lo que pasó aunque sea bastante íntimo. Cuando volvimos a hacer el programa, después de la primera semana de confinamiento, estábamos todos muertos de miedo, igual que vosotros», arrancó diciendo.

Seguidamente, Motos aseguró haber existido tensión entre bambalinas. «El primer día que nos reunimos aquí las caras eran muy largas en este plató, había mucho mal rollo. Muchos de los que estaban aquí se habían enfadado con sus parejas porque no entendían que tuviesen que venir a trabajar en medio de una cosa desconocida que estaba matando a gente».

Pocos en aquel momento entendieron la decisión de Antena 3. Según Pablo Motos, «todo el mundo miraba por su seguridad, por su familia», explicó.

«Volvimos porque sentí que era importante que la gente no perdiera la esperanza. Que pensarais que si 'El hormiguero' seguía no sería tan grave, que saldríamos de esta», contó emocionado Pablo Motos.

El maestro de ceremonias de Atresmedia reveló que no hubo día que no recibiesen alguna mala noticia en la productora. «Lo que no pudimos evitar fue que muriera nuestra gente. Todos los días había dramas, malas noticias. Había noches que hacíamos el programa rotos de dolor».

Pablo ha ido más allá y ha explicado el objetivo del equipo en este difícil trance: «El Hormiguero actuó con una misión, unas personas ayudando a otras. El ambiente era tan desconocido que nos atrevimos a contar cosas que jamás hubiéramos contado. Esa conexión con vosotros es de las mejores cosas que nos han pasado estos días. Así que misión cumplida».

En relación con los protocolos de seguridad, Pablo Motos explicó este lunes «Tomamos todas las medidas de seguridad para que este fuese un lugar limpio y nosotros unas personas seguras. Y eso lo conseguimos. Lo que no pudimos evitar es que empezase a morir nuestra gente».

Finalmente, Motos concluyó su monólogo con un mensaje de esperanza para los sanitarios. «Sé que esto os va a cambiar la vida, pero no solo os podéis quedar con lo malo. Habéis estado a la altura, vuestra dignidad como seres humanos nos emociona. Espero que esta noche os divirtáis».