Bricolaje en tiempos de coronavirus: ¿moda o tendencia?

El sector del bricolaje ha experimentado un gran aumento en sus ventas durante el confinamiento

El bricolaje ha sido una de las labores del confinamiento
El estado de alarma ha originado el 'boom del bricolaje' y las ferreterías han disparado sus ventas | Pixabay

Durante el estado de alarma, muchos españoles se lanzaron al bricolaje y al famoso lema 'Hazlo tú mismo'. Una realidad que ha provocado que se disparen las ventas de artículos y productos de trabajo artesanal. En pleno confinamiento, se reforzaron las tareas manuales y el desarrollo creativo.

Al estar tanto tiempo dentro de nuestros hogares, la sociedad ha tenido muchas horas para fijarse detalladamente en el estado de su vivienda y, ha podido aprovechar cada espacio de su casa, sobre todo, aquellos que cuentan con zonas exteriores.

En el confinamiento, la gente ha aprovechado para realizar todas esas tareas que antes del confinamiento quedaban relegadas a un segundo plano como reparar un grifo con mala presión o una ventana que no cerraba bien. Esa lista de quehaceres ha escalado a los primeros puestos de nuestras prioridades.

«Lo que nos ha tocado vivir durante el confinamiento ha podido motivar que tratemos de cuidar mejor de nuestro espacio como una forma de adaptarnos. Nuestra casa se ha convertido en un ‘multiespacio’ donde ya no solo es un entorno de descanso y ocio, sino también de teletrabajo, cuidado de los otros…», ha informado la psicóloga Paloma Fernández Villar.

El ‘boom’ del sector

A consecuencia de la crisis sanitaria del COVID-19, el negocio del bricolaje en nuestro país ha experimentado un repunte en su cifra de ventas, algo que nadie esperaba para este año 2020, sobre todo, en el comercio online.

En el mes de mayo, el crecimiento de la actividad comercial de este sector se disparó un 333% en comparación con el mes de abril. Así lo reflejan los datos ofrecidos por Pulso, la herramienta del Banco Sabadell que permite analizar la actividad comercial en tiempo real, a partir de las interacciones con Terminales de Punto de Venta (TPV) de la entidad bancaria.

Los productos más buscadores en plena cuarentena fueron la pintura, herramientas, maquinaria y muebles de jardín. Estas categorías completaron el grueso de las ventas de bricolaje en el confinamiento. La pintura aumentó un 25%, ya que la ciudadanía ha cogido la brocha y ha rediseñado sus hogares dándole un toque de color a sus techos, paredes e incluso muebles.

  

El bricolaje ha llegado con fuerza a los hogares de los españoles y parece que para quedarse. Durante las últimas cuatro semanas, el crecimiento de la actividad comercial en España ha sido de un -4'74%, lo que indica una ligera caída.

En la mayoría de ferreterías, se han vendido todo tipo de productos de exterior como piscinas, elementos decorativos, columpios y maquinaria como desbrozadoras o corta césped, ya que la gente ha tenido mucho trabajo que hacer.


Comentarios

envía el comentario