Montaje con Declan Haughney

Lleva a su tío muerto hasta una oficina para poder cobrar su pensión

El hombre de 40 años asegura que su tío estaba vivo, a pesar de que llevaba muerto tres horas

Suceso surrealista el que tuvo lugar hace unos días en la oficina de correos de Carlow, Irlanda. Peadar Doyle, de 66 años, acudió al mostrador acompañado por su sobrino Declan Haughney, para retirar el dinero de su pensión.

Hasta ahí todo normal, sin embargo algo en Doyle no cuadraba. Era incapaz de andar y mucho menos de aguantarse de pie frente al mostrador. Su sobrino y un amigo se encargaban de sujetarlo mientras el hombre no daba señales de vida, y es que Peadar Doyle estaba muerto.

Lleva a su tío muerto a cobrar la pensión

Era una mañana como otra cualquiera el pasado 21 de enero de 2022 en la sucursal de correos de Carlow, en Irlanda. Los funcionarios ejercían su labor mientras los clientes esperaban a ser atendidos.

Así se encontraba Declan Haughney junto a su tío, Peadar Doyle y un amigo. Cuando su turno llegó, los tres se dirigieron al mostrador con la intención de que el hombre de 66 años cobrara su pensión.

Pero algo no marchaba bien, Peadar era incapaz de andar y de mantenerse en pie por sí solo. Segundos antes de que la transacción se hiciera efectiva, el hombre cayó desplomado al suelo. Los trabajadores llamaron a emergencias que solo certificaron su fallecimiento.

Lo más llamativo de todo es que Doyle llevaba tres horas muerto. Según las autoridades, el hombre perdió la vida por causas naturales horas antes de llegar a la agencia de correos. Su sobrino asegura que desconocía el estado de Peadar, aunque se encargó de llevarlo a cobrar la pensión.

Rápidamente Declan fue acusado de intentar robar a su tío usando su cadáver para cobrar la pensión, algo de lo que se defendió durante una entrevista. "¿Por qué querría robarle a mi tío? Tengo 40 años, sí, no soy un niño, no soy un chico joven", explicaba. "No soy un idiota para entrar con un hombre muerto y cobrar su dinero", añadió molesto.

No es la primera vez que roba a sus familiares

La vida de Declan Haughney no ha sido un camino de rosas. A sus 40 años lleva a sus espaldas un pasado marcado por los delitos. Estuvo dos años en prisión por problemas con las drogas y en su familia es de sobras conocido por su afición a robar a sus seres queridos.

Un pasado que le precede y que por ello sus vecinos no se han sorprendido por lo ocurrido. De hecho, están convencidos de que sabía que su tío estaba muerto, motivo que no le impidió quedarse con su dinero.

Hace 15 años fue detenido por robarle a su propia tía y pasó dos años entre rejas. "La gente de la ciudad sabe eso, pero fue hace 15 años. Ahora estoy bien", comentó Declan.

Según afirma, su tío estaba con vida y decidió acompañarle junto con unos amigos a la oficina de correos. "Caminaba normalmente y luego creo que murió, lo sosteníamos y cuando llegamos a la fila, lo dejamos, pero él se cayó", explicó. "Simplemente se desplomó", añadió.

Declan mantiene su inocencia y afirma que no es un "asesino" como le han calificado. Está convencido de que su tío falleció durante el trayecto a la sucursal, a pesar de que los expertos aseguran que fue tres horas antes.

Tras conocer lo ocurrido, Declan afirma estar "conmocionado". Al parecer Peadar le crio desde niño y ahora asegura que "mi corazón está partido en dos".

Parte de un ataud
Dos días después el hombre fue enterrado | iStockPhoto (Kzenon)

Dos días después de su muerte, el hombre de 66 años fue enterrado. La investigación sigue su curso y por el momento no hay ningún detenido. Motivo por el que Declan pudo asistir al sepelio e incluso portar el ataúd de su tío.

"Fue un funeral muy digno. La familia está absolutamente destrozada", contó Tom Little, quién ofició la ceremonia.

▶️ VÍDEO: Fallece, al poco de SER MADRE, la joven periodista Judith Gómez